Latest News

Octava Corrida de Feria San Marcos 2012
by Redacción Escena Taurina - 0





Plaza Monumental Aguascalientes, Ags., México.
Jueves 3 de mayo de 2012

Octava corrida de Feria

Toros de Teófilo Gómez

Espadas

Uriel Moreno “El Zapata”, Tlaxcala, México.
Alejandro Talavante, español.
Octavio García “El Payo”, Querétaro, México.
Que sustituye a Joselito Adame ya que fue corneado el día interior por su segundo toro.


Primer toro de la tarde para El Zapata, de nombre Fina Estampa, número 921 con 500 kilogramos, toro negro, cornipaso.

El Zapata da alguna Verónica, capotazos de brega, ah, eso sí da precioso remate y con mandiles lleva al toro al caballo de pica.

Suerte de pica. Es el joven César Morales quien aplica buena vara, en buen lugar, el público le aplaude.
Quite de Zapata por Navarras.
Banderillas. Es el Zapata quien ejerce el segundo tercio muy artista y torero, colocando los tres pares soberbios pares, recibe aplausos y dianas.

Brinda al público y a Armando Adiel Bolio, recordando al maestro don Adiel Bolio. Recibe a Fina Estampa junto a las tablas y realiza el pase El Imposible, ya en los medios con la derecha arranca los ¡olés! En coro general, continua en el mismo lugar muleteando pero bien bonito, también con la izquierda y retoma con la derecha adornándose pero el toro se le queda y ya no embiste, ante esto el Zapata se perfila y el animal, rueda sin puntilla.

Arrastre. Nutridos aplausos.
Al Zapata se le premia con salida al tercio tributándole una sonora aclamación.

Segundo toro, cuarto de la tarde, de nombre Copetón, número 841, con 504 kilogramos, cárdeno claro, nevado. Al cual el Zapata en tercios lo recibe dándole faroles de rodillas, termina con una larga cambiada.

Suerte de varas. Recibe una fuera de lugar.
Quite del Zapata por Saltilleras y revoleras.
Banderillas. Es el propio espada quien nuevamente ejecuta la suerte y tomando los tres pares, brinda al público y va clavando de par en par, desde luego en forma muy espectacular, artística y torera, el público le otorga un torrente de aplausos.

Sin brindar y en terrenos de los medios, justo en la línea divisoria de los tercios, recibe a Copetón y da dos cambios por atrás, ya en los medios trata de muletearlo pero copetón se dirige a los tercios en dirección de la puerta de cuadrillas y se niega a embestir, el Zapata insiste pero no encuentra respuesta favorable, por lo tanto el Zapata se perfila, entra, pincha y en el segundo viaje hunde la espada y Copetón dobla de inmediato.
Arrastre. Silencio.
El público hace salir al tercio al Zapata y le tributa una muy fuerte y cariñosa ovación.

Alejandro Talavante, segundo espada, primer toro, segundo de la tarde, de nombre Tío Ricardo, número 929 con 470 kilogramos, oscuro veleto, listón, bragado.

Suerte de varas. Es el picador español Julio Salgedo el encargado de hacer la pica y lo hace bien.
Banderillean Edmundo Navarro y Jonathán Prado ambos cumplen bien.

Talavante inicia su faena de muleta sin brindar, en los medios muleteando por bajo y remates por arriba, al  público le
Gusta, de inmediato entra la música, sigue muleteando con la derecha y también con la izquierda y abrevia la faena, se perfila, entra, hunde la espada el animal se va hacia las tablas y dobla.
En el arrastre silencio.
Al espada Salida al Tercio.
Segundo toro de Talavante de nombre Tlaco con el número 925 con 488 Kg.,toro sardo, listón.
Suerte de varas es Juanito Martínez quien le da buen puyazo y en buen lugar el público le aplaude.
Banderillas, el primer par por Adolfo Fernando Plaza, deja un palo.
Edmundo Navarro coloca bien el par, el tercero por Jonathán Prado, intenta en dos ocasiones, se va en seco, entra en su auxilio Edmundo Navarro que al rejoneo deja un palo.

Talavante sin brindar empieza su faena de muleta en los tercios, batalla mucho porque no embiste, por lo tanto se perfila, entra, hunde la espada, dobla, el puntillero se lo levanta y Talavante lo descabella.
Arrastre. Rechifla general
Al espada. Silencio


Octavio García El Payo tercer espada, primer toro, tercero de la tarde, de nombre Bigote de Oro, # 895, con 511 Kg.  Paliabierto, cárdeno claro.
Suerte de varas. Efrén Acosta López aplica un buen puyazo en buen lugar.
Banderillas. Los aspirantes Jonathán Prado y el hijo de Lupillo lo hacen como Dios les da a entender.
El Payo empieza en los medios a muletear con la derecha, desde el inicio se siente una atmosfera de no simpatía del público hacia el espada, y le empiezan a abuchear en coro general, esto lo vemos, provoca desconcierta en “El Payo” que empieza a dar recursos de inseguridad y no acercarse al toro, lo hace a control remoto. Esto arrecia los abucheos, “El Payo” ante esto trata de superarse y controlarse obteniendo algunos pases meritorios y algunos ¡olé! Junto con aplausos. Total, un gritaderío en la plaza unos decían: “¡Zapata!”, “¡Zapata!”, otros: “¡Adame!”, “¡Adame!”, al final de la corrida los comentaristas decían que tal vez esto obedecía a que el público hubiera querido otro espada que sustituyera a Joselito, pero en fin, cosas del toro.

Bien volvamos con Bigote de Oro. El Payo se perfila, entra,  hunde la espada, y para su fortuna acierta, dobla el animal.
Arrastre. Silencio
Obviamente no hay salida al tercio.

Segundo Toro, sexto de la tarde, de nombre Mirame número 945, con 464 Kg., cárdeno obscuro, astifino con bragas. El Payo le da unos lances a pies juntos, esto en terrenos de las tablas.
Suerte de Varas. Es Salomón Azpeitia quien le da un ligero puyazo.
Banderillas, ha sido tarde de gatos negros para los banderilleros. Primer par por Zenón Romero, Bien, Jonathán Prado, está fatal, no clava, entra al quite Zenón Romero y al rejoneo cumple, Jonathán ya no quiere salir y nuevamente Romero Sale y de sobaquillo deja el par.

Sin brindar empieza con muletazos de tanteo, El Payo trata de meterlo en suerte, se lo lleva los medios y lo terea por abajo, el toro se cae, batalla mucho para que embista Mírame.
Aquí el público, arrecia pero enserio contra El Payo. Aquí es donde hay que reconocer el esfuerzo por superar esta situación tan adversa. El Payo se esfuerza y batalla mucho insistiendo para que el toro embista y le saca muletazos a tira buzón, aquí El Payo, sí está exponiendo mucho, se está arriesgando, debe ser reconocida su labor.

Tras de dar dos pases naturales muy meritorios, el público se los reconoce, y le empieza bajar la bronca. Ya que en esos dos pases sí se expuso enserio, todo esto y acompañado de otros muletazos, del mismo tenor, desarrollándolos junto al burladero de médicos.
Se perfila, entra, hunde la espada, el toro se refugia en las tablas, tarda un poco en doblar por fin lo hace. Se le otorga una oreja.

Arrastre. Abucheo y rechifla.

NOTA:
Aquí tenemos un ejemplo claro de los sucesos de la vida, que cuando se lucha contra la adversidad con persistencia y tenacidad hay frutos buenos.
Para El Payo, todo el panorama que se le presentaba, era el fracaso y resultó ser el triunfador de esa tarde, cortando la única oreja del festejo.


Ambrosio Muñoz Alcalá
« PREV
NEXT »
Menu :